Catarata Chindama

Si eres de los que les gusta aventurarse dentro de la montaña, atravesar obstáculos, cruzar ríos, llenarse de barro, mojarse de pies a cabeza y apreciar la flora y fauna de la selva. Sin duda alguna, la caminata a la Catarata Chindama está hecha para ti.

Este lugar se encuentra en Guápiles, aproximadamente a una hora y media de San José. A pesar de que el tiempo de traslado no es mucho, lo ideal es que estés en el sitio a las 7:00 a.m. o 7:30 a.m. para empezar el recorrido. Por esta razón, te tocará madrugar para poder estar a tiempo.

¿Cómo llegar? Si vienes desde San José por la Ruta 32 llegas a Marisquería la Trocha. Doblas a la derecha y sigues hasta un puente colgante. Posteriormente, subes la cuesta y en la pulpería doblas a la izquierda, continúas hasta encontrar un rótulo Caracasona, Calle Víquez, Durán. Doblás a la derecha y 700 metros después está La Casona Carcasona.

Una vez que tomas la entrada después de la Marisquería, el camino es de lastre. Está bastante bien, por lo que cualquier vehículo puede entrar sin ningún problema.

En el punto indicado, te encontraras con Don Hugo, él es el encargado de organizar estas caminatas a la catarata. Asimismo, él te indicará el lugar donde puedes dejar el vehículo. Es importantísimo, que llames y reserves con anticipación, ya que es un tour que necesita preparación. Para poder hacer la actividad se necesita un mínimo de 4 personas. El costo de la caminata es de ¢6000 por cada uno.

La caminata es dura, difícil, y técnica. Cuenta con 12 kilómetros (6 de ida y 6 de vuelta) y tiene una duración de 7 o 8 horas en su recorrido. Es recomendable que tengas una buena condición física, y que no tengas alguna lesión que vaya a comprometer tu desempeño en el trayecto. Te adentraras en la selva tropical de la zona del caribe. Caminaras entre el denso bosque, y en ocasiones tendrás que bajar o subir empinadas cuestas en terrenos de barros y con algunos obstáculos. Cruzarás el Río Toro Amarillo por un cable en una canasta. Una vez en el otro extremo, continuaras el camino dentro de la selva, hasta llegar a el Río Mercedes. Este Río hay que cruzarlo 5 veces.

En el trayecto de ida se hará una parada de 15 minutos para tomar una merienda. Es importante que lleves agua para hidratarte y que no se te olviden los snacks, ya que en este punto, llegará el hambre.

Continuaras caminando por alrededor de una hora más, hasta llegar a la espectacular y extraordinaria Catarata Chindama. Se encuentra rodeada de piedras y vegetación, la caída de agua es 90 metros y la fuerza con la que cae es realmente impresionante. Por lo tanto, todo esfuerzo habrá válido la pena. Tendrás unos 40 minutos para estar en el sitio. Podrás apreciar el entorno, tomar fotografías, descansar, comer e incluso bañarte en la poza de la catarata. Será simplemente energizarte. Cumplido este plazo, emprenderás tu camino de vuelta.

Cuando hayas terminado la caminata, don Hugo tiene un lugar donde puedes bañarte o asearte un poco. Por lo que es importante, que lleves ropa de cambio. Te recomiendo que vayas bien preparado, con todas las cosas necesarias para esta aventura, por ejemplo: buena hidratación, meriendas, ropa y calzado adecuado para caminar, vestidos de baño o pantaloneta, si deseas meterte a bañar. Y muy importante, siempre lleva bloqueador solar y repelente para mosquitos, así como también algún kit de emergencia.

Esta actividad es toda una aventura de montaña. Es fuerte, difícil y técnica. Sin embargo, una vez que la termines, quedarás cansado, ¡sí! pero sobretodo muy muy feliz y con un alto grado de satisfacción.

Puedes reservar y planear con Don Hugo a el teléfono 84059220

 

 

 

Marcar como favorito enlace permanente.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.